La Nueva España » Cartas de los lectores » La ley de Memoria Histórica

La ley de Memoria Histórica

14 de Noviembre del 2017 - juan luis vallina ariznavarreta (sero)

A punto de cumplirse diez años desde que se aprobara la ley de Memoria Histórica y aún hoy, diez años después, nos seguimos encontrado con una España en desmemoria. Un país perforado por miles de fosas comunes de desaparecidos forzados. Con una derecha hereditaria de aquella época que trata de extender un manto sobre los crímenes franquistas pretendiendo dejar en el olvido la tragedia de la época.

En nuestro país se contabilizan más de 2.500 fosas comunes de la guerra civil y la dictadura.

Según la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, unas 150.000 personas serían las asesinadas y enterradas en las cunetas de nuestro territorio. En Asturias se cuentan unas 400 fosas y alrededor de 10.000 personas.

Este escenario de terror dibuja no sólo la barbarie de la dictadura, sino la desvergüenza de un Gobierno y una democracia que, con el silencio, protege a los verdugos y castiga a las víctimas cerrando toda ayuda a la investigación y al restablecimiento de la verdad, la justicia y la reparación. Seguimos contando también con alcaldes y otros representantes institucionales que se niegan a aplicar la ley de MH procediendo a la retirada de nombres de calles, plazas y parques que recuerdan a los verdugos y boicoteando toda actividad para la plena recuperación de esa memoria. Desde el Estado no se ponen los medios humanos y económicos que permitan la investigación de las fosas extendidas por toda nuestra geografía, la exhumación donde sea requerida y la construcción de monolitos en memoria de las víctimas de aquella tragedia. Mientras esto no ocurra y se reconozca aquella barbarie, no habrá justicia plena. Nunca se borrará el dolor causado por los golpistas sedientos de sangre, pero cuando todas las víctimas sean reconocidas, al menos los familiares de los asesinados habrán encontrado la paz.

A los sectores reaccionarios que hoy, tras cuarenta años de democracia, nos acusan de remover el pasado, hemos de decirles que sin ese reconocimiento difícilmente podremos construir el futuro. Los familiares de los asesinados tienen todo el derecho a dar digna sepultura a los suyos; y la historia, por muy trágica que haya sido, no puede ser ignorada por las jóvenes generaciones. Pasando página no se construye la democracia; por eso las placas, efigies, estatuas y otros recordatorios de aquella etapa franquista deben ser retirados a los museos y explicados en nuestros libros de historia para conocer y visualizar nuestra guerra civil caracterizada como la segunda más cruenta tras la guerra de Camboya y en la que casi un millón de muertos tiñeron de sangre nuestro país. La mayoría de ellos defendiendo la legitimidad republicana y las libertades democráticas conculcadas durante cuarenta años y que supusieron una dura represión, exilio, cárcel, muerte, atraso económico y empobrecimiento generalizado.

Juan Luis Vallina Ariznavarreta

Los Corros (Siero)

Cartas

Número de cartas: 23513

Número de cartas en Noviembre: 213

Tribunas

Número de tribunas: 1274

Número de tribunas en Noviembre: 11

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador

Archivo de Cartas