Vetusta metropolitana

El crecimiento de la mayor operación urbanística de Oviedo revela el poder de convocatoria del modelo residencial preferido por la población, frente al de los núcleos rurales en decadencia

Marcos Palicio / La Corredoria (Oviedo)

La Corredoria es el núcleo de población que en Asturias se ha revelado con la mayor capacidad de atracción de residentes en la dos últimas décadas, la final del siglo pasado y la inicial del XXI. Aunque quizá sea excesivo hablar de La Corredoria como entidad urbana diferenciada de Oviedo, ciudad de la que representa su mayor apuesta residencial reciente. La que permitió al concejo ovetense superar el umbral de los 200.000 habitantes en el cambio de siglo, tras décadas de crecimiento lento y hacia dentro, implosivas, del casco urbano. El paso siguiente debería ser la inclusión definitiva de La Corredoria en el núcleo urbano de la capital a efectos estadísticos y completar su dotación urbana.

La mayor operación urbanística de la capital regional permitió poner en el mercado varios miles de viviendas, en un proceso aún no terminado, a precios más asequibles que los que hasta entonces habían caracterizado a la ciudad. Inició Oviedo así un período de expansión y crecimiento, focalizado en el eje metropolitano, es decir, el que une las dos ciudades principales de la región y apunta al espacio que en abanico se extiende por la relativa llanada en la que se ubica la mayor parte de  los concejos de Llanera, Noreña y Siero, municipios centrales en el creciente metropolitano y en el que se dan las tendencias más favorables en la evolución de sus variables demográficas.

Así, La Corredoria, junto a las urbanizaciones de la periferia gijonesa y las de los concejos intermedios señalados son las que mayor poder de convocatoria han desarrollado sobre la población asturiana. Podríamos deducir que por ello constituyen el modelo residencial preferido por la mayor parte de la población del Principado, que lo elige frente a los numerosos núcleos rurales que han decaído en estos años, especialmente en las áreas montañosas del Occidente y de las comarcas mineras. El flujo de población desde las ciudades mineras hacia la costa y la capital ha engrosado también esta corriente y el crecimiento de la periferia ovetense. No es la única. Colloto se apoya en esta misma dirección metropolitana. En el Oeste, La Florida, Las Campas, San Claudio y Trubia han vivido este fenómeno, si bien con menor entidad. La Corredoria es la mayor.

¿Es el único modelo posible? Claramente no. Pero sí ha tenido capacidad para dar solución a la necesidad de vivienda de capas amplias de población, en mucha mayor medida que ciudades, pueblos y concejos que no han sabido atender esta demanda y se han retrasado en la puesta en el mercado de suelo y vivienda. Y que han visto cómo su población descendía en los últimos veinte años. En Asturias la población hace décadas que no crece y ello significa que los núcleos que sí lo hacen es a costa de otros que pierden. Y la solución parece tan sencilla como ofrecer vivienda con unos niveles de calidad apreciados como aceptables y a un precio relativamente asequible.

La Corredoria es Oviedo y marca el eje metropolitano de crecimiento residencial, el que vincula a las principales ciudades de la región y el que desarrolla en sus cercanías las mayores superficies de suelo empresarial, orientadas a la logística. En este sentido La Corredoria se inserta en el centro de una media luna menguante, cuyos extremos anclan en Santa Eulalia de Morcín y Quintueles y que contiene a las parroquias que vienen creciendo demográficamente desde hace unas décadas. La fuerza de esta pauta supera los límites concejiles y comarcales y aquí, en el centro del centro, se ve reforzada por el solapamiento con la pauta metropolitana de asentamiento de actividades logísticas, que al sumarse refuerzan su centralidad y emergencia.

Artículos relacionados

La Corredoria, ladrillo y memoria

Marcos Palicio

El empresario Paulino Álvarez evoca el pueblo industrioso que precedió al barrio residencial, ...

La Corredoria sube corriendo

Marcos Palicio

La sexta población más habitada de Asturias, decimoséptima a principios de siglo, ha hecho crecer ...