73 La revolución verde

Una mirada hacia Reykjavik (Islandia), Malmö (Suecia), Vancouver (Canadá), Portland (Estados Unidos) y Vitoria (Álava) para lograr un desarrollo económico compatible con el paraíso natural

La revolución verde
Juan Luis suárez
Cantante y promotor artístico

Cuándo me lo propusieron desde LA NUEVA ESPAÑA (a la que felicito enormemente por toda su trayectoria y los años que cumple), lo primero que se me vino a la cabeza fue un artículo que leí no hace mucho de la cantante Bjork donde decía que incluso los capitalistas más feroces entienden que el futuro de la Humanidad reside en la naturaleza.

Y creo ciegamente en ello, y en una idea de Asturias donde nuestro verde, lo que tanto amamos y de lo que tanto presumimos allí donde vamos, sea nuestro escudo y nuestro corazón. Creo en la revolución verde, en una vía de reflote de la economía usando nuevas tecnologías. En poner el espejo en ciudades como Reykjavik, en Islandia; Malmö, en Suecia; Vancouver, en Canadá; Portland, en Estados Unidos, y no hace falta ir tan lejos, Vitoria, que ganó hace cuatro años el galardón de "Capital Verde Europea" 2012.

Creo que Asturias necesita ese equilibrio y esa armonía entre la industria y el medio ambiente, y que nos lo está pidiendo a gritos. Y en nuestro lado está escuchar, y ayudar, a la tierra que tanto amamos y que llamamos con orgullo "paraíso natural". Pero para ser un paraíso natural "real y no ficticio" hace falta encontrar esa armonía. Estoy seguro de que entre todos la encontraremos por el bien de una tierra mágica que lo merece, por el bien de futuras generaciones y por nuestro propio bien.