La Nueva España » Cartas de los lectores » Tribuna » Una huelga irresponsable e irracional

Una huelga irresponsable e irracional

29 de Diciembre del 2014 - Arantza Fernández Páramo

El artículo 28 de nuestra Constitución reconoce el derecho a la huelga de los trabajadores para la defensa de sus intereses y determina que la ley que regule el ejercicio de este derecho establecerá las garantías precisas para asegurar el mantenimiento de los servicios esenciales de la comunidad. La regulación de este derecho fundamental se acomete por el real decreto ley 17/1977 sobre relaciones de trabajo, en cuyo artículo 11 establece los casos en los que una huelga es ilegal; entre ellos, cuando sea de solidaridad o apoyo, salvo que afecte al interés profesional de quienes la promuevan o sostengan.

En el caso que nos ocupa –la última convocatoria de huelga realizada por el sindicato CC OO para los servicios operados por la empresa Alsa en Asturias a partir del próximo 12 de enero, la tercera en lo que va de año–, CAR manifiesta la, cuando menos, irresponsabilidad e irracionalidad por parte de los convocantes en la empresa de transporte de viajeros por carretera con mayor flota en Asturias y que alcanza mayor número de destinos regionales. La huelga generará aislamiento entre numerosas localidades cuya única conexión en transporte público es por autocar; provocará distorsiones en la vida familiar y laboral de las personas afectadas, además de pérdidas en un momento en que la economía regional necesita de estímulos.

Subtítulo: Ante la nueva convocatoria de paro en Alsa

Destacado: En cualquier país civilizado y con un sindicalismo moderno y responsable sería impensable que un sindicato convocara una huelga a una empresa para exigir la readmisión de un empleado, delegado sindical para más inri

Esta nueva convocatoria es significativa no sólo porque no es la primera que realiza este sindicato en 2014, sino porque esta actitud se repite todos los años, y porque los asturianos lo asumimos ya como una (mala) costumbre que sufren los usuarios del transporte de viajeros. Y, por supuesto, es revelador que los empleados de este sector en Asturias tengan unas de las mejores condiciones laborales en España y que, pese a la crisis, han ido mejorando año tras año. Pero lo que resulta más significativo es el motivo que lleva al sindicato a convocar esta huelga, y que no es otro que la readmisión de un trabajador despedido por “sustraer” gasóleo para uso particular de un tercero, hecho tipificado en el Código Penal. Este motivo –que no argumento– es el que lleva a CAR a calificar a esta huelga, convocada por CC OO de irresponsable e irracional.

En cualquier país civilizado y con un sindicalismo moderno y responsable, sería impensable que un sindicato convocara una huelga a una empresa para exigir la readmisión de un empleado –delegado sindical, para más inri– que ha cometido los hechos descritos (y no hablamos de presunciones sino de hechos, porque el propio trabajador lo ha reconocido). Sino al contrario, un sindicato serio jamás defendería conductas contrarias a la ley ni constitutivas de delito por parte de ningún trabajador. Pero parece que en esta región, sindicalmente hablando, todo vale y después nos lamentamos por la deslocalización de empresas y multinacionales, llorando sus consecuencias sin pararnos a pensar en los motivos reales que han generado dicha situación.

También son de especial gravedad los métodos coercitivos empleados, cuando a diez días del inicio de la huelga se han empezado a producir daños en material, tanto de la empresa en la que está convocada la huelga como en empresas colaboradoras que nada tienen que ver con este conflicto. Una actitud repetida en el tiempo cada vez que se plantea un conflicto laboral, habiéndose dado casos de ataques a autocares en circulación con usuarios en su interior y habiéndose producido cuantiosos daños materiales, afortunadamente sin consecuencias para las personas.

En definitiva, CAR considera que así es imposible que Asturias salga de la situación económica y de alto nivel de desempleo en que se encuentra.

Cartas

Número de cartas: 28682

Número de cartas en Agosto: 195

Tribunas

Número de tribunas: 1457

Número de tribunas en Agosto: 9

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador