Non Plus Ultra

11 de Julio del 2016 - José Luis López Tamargo (Oviedo)

En todos los estados cuecen habas. Creemos en España que sólo aquí padecemos a los nacionalistas secesionistas, siendo un país débil y desunido. Por inercia y masoquismo, nos comparamos con naciones que se suponen más “europeas”, guays, desarrolladas y evolucionadas que la nuestra.

Sin apenas pompas civiles, nuestro sentimiento nacional se realiza a través del “patriotismo constitucional”, viscerales tradiciones de jarana y éxitos deportivos. ¿Que hay cutrez, maltrato animal y desmanes ecológicos, ladrones y grafiti soez, clubes de carretera y entramados mafiosillos...? Pues es que usted no sabe nada de lo terrible de otras latitudes, usted no conoce otros países. La España “modelna”, esnob, farandulera, golfista o precaria, manifestódromo en la “Europa del Sur”, líder en operaciones de cirugía estética e industria turística, es descreída, hedonista, rica en megalómanas infraestructuras, con acuciantes informes sociales desfavorables.

La amada Asturias necesita nuevas ideas que superen la atonía. Están bien la educación, la sanidad y el turismo rural. Se debería potenciar la conurbación central, no marginando a las olvidadas alas, seguir armonizando una asturianía histórica con la pertenencia, con voz, a una evidente España plural, puntera en obras de ingeniería, población universitaria que supera ya el 40 por ciento del total, gentes cualificadas, seguridad jurídica, gran sanidad pública y educación del primer mundo, una prensa escrita lejos de los “tabloides”, figuras palmarias en todos los órdenes. Se ha creado una identidad española democrática homologada, contemporánea y con sello de calidad mejorable –de ciudadanos formados y comunidades, asociacionismo, movidas participativas y epopeyas diarias– basada en una convivencia pacífica como nunca, una buena constitución garantista y economía social de mercado, en realidad, origen de las libertades.

Hay muchas formas de hacer Europa, pero hemos cuatriplicado nuestro PIB en los últimos 30 años. Es real lo de “españoles por el mundo”: aquí, aparte de la vida social de terrazas y bares, pinchos y tapas, lo que nos gusta de nosotros mismos es lo que hemos importado. En una España de coaching y de camisetas con mensaje, de chanclas y marujas, videojuegos y “start ups”. Una retórica de españolidad tranquila y casi zen.

Cartas

Número de cartas: 37532

Número de cartas en Septiembre: 171

Tribunas

Número de tribunas: 1742

Número de tribunas en Septiembre: 8

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador