La Nueva España » Cartas de los lectores » Regeneración, ¿para quién?

Regeneración, ¿para quién?

25 de Agosto del 2019 - José Luis Sancho Sánchez (Zaragoza)

El interés de los medios está en la política, pero el interés de los ciudadanos está más en las cosas materiales, ya sea por exceso o por necesidad, por desenfoque o falta de proyecto intelectual en la vida, está en el fútbol, en la tele, en el móvil, tablet, ordenador, coche, moto, bici, patinete... cosas, cosas a las que ir enganchado, que es como dejarse llevar por algo para no tener que decidir como el responsable de una o varias vidas.

Da mucha pereza pensar. Algunas veces cree el que se lamenta que lamentándose se solucionará solo, pero no, no se soluciona, ahí siguen los grandes desafíos a los que no se está dando respuesta y pasaremos de unos malos a otros peores, pero, eso sí, olvidando los que han quedado ya fuera de los titulares. Seguirán los lamentos tras otros titulares y vuelta a empezar, cada vez más lejos de un objetivo regenerador. ¿Por qué? Porque para regenerar este estado de cosas ha de regenerarse la sociedad toda, y ¿quién está a la faena?, ¿quién reconoce que ya es hora de regenerar su propio modo de pensar, de sentir y de hacer? ¿Entiende la sociedad que de ella salen los políticos sin valores patrios, pero muy apegados a sus intereses partidistas, o los jueces políticamente correctos y que, por tanto, no permiten a la ley su función regeneradora? La sociedad genera cada vez más monstruos egoístas que maltratan a sus parejas y acaban asesinándolas, que abusan de menores o matan al bebé y después lo arrojan a la basura.

Pues de la sociedad salen los que no se educaron con disciplina, los que se dejaron a su aire, un aire chulesco que está envenenando el ambiente. Desde que empiezan descarándose a los mayores ya avisan y seguirán como abusones en el colegio, después arruinarán fachadas con sus garabatos, quemarán contenedores, raptarán y violarán haciéndose pasar por amigos.

Podría hacerse algo, pero... ¿estamos dispuestos a entrar en un verdadero plan de regeneración? Formación en valores morales, para padres e hijos, en deberes cívicos, porque no hay derechos sin pasar antes por los deberes, y formación en cultura, historia y espiritualidad que no es tradición. Una verdadera toma de conciencia colectiva, pero... ¿Hay quien gobierne para eso?, ¿aceptaría ese plan la sociedad? No hay plan, no lo hay, pero lo habrá: “Padre nuestro, venga tu reino (gobierno) y hágase tu voluntad en la Tierra”.

Cartas

Número de cartas: 28911

Número de cartas en Septiembre: 115

Tribunas

Número de tribunas: 1469

Número de tribunas en Septiembre: 5

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador