La Nueva España » Cartas de los lectores » Toda una aventura informática

Toda una aventura informática

16 de Diciembre del 2020 - Jesús Sánchez-Ajofrín Reverte (Albacete)

Esta aventura podría dar para escribir una novela relatada por Agatha Christie; pero es mejor trasladarla al momento actual, y dejarla simplemente en una más de las aventuras informáticas que suceden en nuestro país (o como le quieran llamar) para poder interactuar electrónicamente con la Administración del Estado en los cientos de trámites a los que nos obligan; evitando así (actualmente) las visitas presenciales, tan poco recomendadas, debido a la indeseada pandemia que sacude a nuestro planeta.

Hace unos días, decidí solicitar, a través de internet, un certificado digital (este sí que hay que validarlo presencialmente) para poder gestionar, de forma no presencial, los cientos de trámites a los que se nos obliga por imperativo legal. Les diré que en esta primera acción para solicitar el certificado ya hay problemas técnicos, dependiendo del modelo y marca del ordenador, el sistema y el navegador que utilice el usuario. Tras toda una mañana para conseguir el código de validación (que envían por correo electrónico a tu cuenta), y siguiendo con esta aventura, a continuación hay que pedir cita presencial en algún organismo autorizado para que te lo activen (más de una semana); una vez en las dependencias, y en función de lo solicitado, te harán esperar más o menos, si elegiste acceso por sistema clave la gestión será más rápida, si es certificado digital (por lo menos en las oficinas de la Seguridad Social) te devuelven a la espera una segunda vez para cambiar de mesa y funcionario.

Estoy adivinando que, por más que quiera simplificar lo que les quiero contar, no acabaría nunca. Bueno, lo que les quiero decir finalmente es que, después de veinticuatro horas intentando hacer un trámite con la Dirección General de Tráfico, para cambiar únicamente el domicilio de residencia, me fue imposible. Accediendo al sistema de la DGT (web), además del certificado digital al uso también me pedían la firma electrónica, y por más que lo intenté me fue imposible. Tuve que tirar la toalla definitivamente.

En cada uno de los sistemas que intervienen para el cifrado del certificado hay que tener más de 100 posgrados en informática para poder solucionarlo.

Al final me toca pedir cita presencial y combatir las colas y los virus como españolito de a pie.

Cartas

Número de cartas: 34981

Número de cartas en Enero: 186

Tribunas

Número de tribunas: 1651

Número de tribunas en Enero: 6

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador