La Nueva España » Cartas de los lectores » ¿Morrer por un res?

¿Morrer por un res?

11 de Febrero del 2024 - Raúl Suevos (Gijón)

La selmana pasada, sollertáu por daquien mui averao, tevi reviciando d'una serie documental sobro'l cursu y la escuela au se formen los especialistes de montaña de la Guardia Civil, los integrantes de los GREIM, Grupos de Rescate ya Intervención en Montaña. El productu televisivu ye tan curiosu que los diez episodios foron dixeríos en namái tres nueches. Una combinación de les actividaes amosaes y el magnetismu de toos y caún de los individuos que'l realizador mos diba presentando facía difícil dise a la cama cola incógnita de lo que mos esperaba tres la cume, cova o barrancu vinientes. Una maraviella de documental.

Per detrás de les imaxes, o per delantre, según se mire, taba siempres presente la calidá humana de los personaxes, y sobro toos ellos la constante del serviciu a los demás, la entrega absoluta con conciencia permanente del peligru vital que supón l'actividá de rescate en montaña. Tamién la profesionalidá tremenda de los integrantes d'esti cuerpu beneméritu, de los qu'estos alumnos de la Guardia Civil nun son más qu'un exemplu equiparable a otres especialidaes y, en xeneral, a tolos miembros del institutu.

Escribo esto cuando me llega la noticia del tercer muertu nel asesinatu perpetráu en Barbate pente medies l'abordaxe d'una narcolancha sobro una muncho más pequeña zodiak de los guardias civiles. Too ello baxo la güeyada atenta y ánimos de los actores secundarios de l'actividá contrabandista dende la oriella. Y too ello al zarrar el mesmu día nel que'l ministru d'Interior tuviera n'Alxeciras prometiendo ayudes y midíes, una vegada más. Una vegada más pa que, tres dalgún tiempu, les coses sigan igual o peor. El narcotráficu requier midíes urxentes y drástiques nel Campu de Xibraltar, pues el futuru de la zona, toa ella, ta condergáu si nun se fae nada, y la vida de los guardias civiles, como se ve, nun val un comín.

Ye una traxedia ver cómo una y otra vegada estos servidores lleales del estáu son dexaos na cuneta. Ye casi una constante la cadena de noticies dando cuenta de cómo n'algunes rexones, amparándose nos sos estatutos d'autonomía, recórtase la presencia del institutu; tamién el rosariu de noticies luctuoses tocantes a accidentes en los qu'ellos se ven envueltos, con riesgu de les sos vides y poniendo a salvu la de los ciudadanos. Nun hai riada o nevada na que la Guardia Civil nun mos dé amuesa de la so entrega total haza nós. Tampocu m'escaezo de les grandes operaciones de tou tipu, con especial atención a la corrupción política, nes que los sumarios xudiciales se sofiten nes pesquises de los especialistes de la Benemérita. ¿Y qué reciben a cambiu? Non, dende llueu, un sueldu razonable. Quiciabes la rempuesta mos la dio'l despreciable Ternera cuando retóricamente s'entrugaba: ¿Nun son voluntarios? Pues eso, son xente dispuesta a dalo "Too pola patria". Intentemos nun defraudalos a lo menos.

Cartas

Número de cartas: 45649

Número de cartas en Julio: 110

Tribunas

Número de tribunas: 2070

Número de tribunas en Julio: 3

Condiciones
Enviar carta por internet

Debe rellenar todos los datos obligatorios solicitados en el formulario. Las cartas deberán tener una extensión equivalente a un folio a doble espacio y podrán ser publicadas tanto en la edición impresa como en la digital.

» Formulario de envío.

Enviar carta por correo convencional

Las cartas a esta sección deberán remitirse mecanografiadas, con una extensión aconsejada de un folio a doble espacio y acompañadas de nombre y apellidos, dirección, fotocopia del DNI y número de teléfono de la persona o personas que la firman a la siguiente dirección:

Calvo Sotelo, 7, 33007 Oviedo
Buscador